Gemelos o clones: cuando las diferencias son importantes

Gemelos o clones: cuando las diferencias son importantes

Publicado en Septiembre 25, 2009, por , en Opinión, (Sin comentarios)

Hace unos años me pidieron que consiguiera material sobre uno de los personajes que representa el cumplimiento de las normas en el Perú: el pingüino de Humbolt Ayni que en 2007 era la imagen del programa de conciencia tributaria de la SUNAT.

El caso es que tan pronto como le conseguí el material me dijeron: “es igualito a Happy Feet” (refiriéndose al pingüino de la película de animación de 2007) y estaba en lo cierto, en apariencia ambos pingüinos son iguales parecidos:

Happy Feet y Mumble © 2006 Warner Bros.

Ayni © 2007 SUNAT

Pero la coincidencia no acababa ahí: las historias de ambos animalitos también son muy similares:

Happy Feet (De Wikipedia en http://es.wikipedia.org/wiki/Happy_Feet)

  • “En esa costa descubren a los grandes barcos que se llevan los peces y están provocando escasez y dificultades a los animales.”
  • … intenta comunicarse con los humanos para hacerles entender lo que está causando…”.

Ayni (Del folleto “Ayni y la gran misión”)

  • “Lo triste es que hoy se encuentran en vías de extinción por la escasez de alimentos”
  • “… Ayni está seguro de que aún se puede hacer algo y por eso, decide ir a la tierra de los hombres”.

Otro punto más a considerar es que mientras Mumble fue un personaje que se dio a conocer a fines de 2006, Ayni apareció en 2007.

Comencemos por lo básico ¿cuál es el ámbito de protección? Las normas peruanas dividen las creaciones del intelecto en dos: propiedad industrial (patentes, marcas, modelos industriales, etc.) y los derechos de autor (obras, programas de computación, etc.). En éste caso el elemento protegido encaja en ambas categorías, la idea, historia y diseño son obras mientras que por su carácter identificativo también tienen la condición de marca.

En su dimensión de marca la normativa protege el carácter distintivo frente a terceros, por lo que la protección no se confiere de modo absoluto sino en el marco de “clases” a fin de evitar usos que generen confusión acerca de la identidad. En el caso es poco probable confundir a una empresa de entretenimiento con una organización gubernamental.

Pero como obra, el Decreto Legislativo 823, tiene un ámbito de protección diferente, amplio. Bajo la premisa de proteger la creatividad humana el derecho de autor otorga al autor reconocimiento de titularidad sobre el elemento impidiendo copias o trabajos derivados que se aprovechen de la creatividad originalmente desplegada por el autor.

Sin afirmar nada y como dice el título, será necesario despejar la duda de si estos animalitos fueron gemelos separados al nacer o si uno de ellos fue el resultado de una clonación.

Deje un comentario